HomeReviews HardwareKingston FURY Beast DDR5-6000

Kingston FURY Beast DDR5-6000

Volvemos al ruedo con las memorias DDR5, esta vez de la familia Kingston Fury Beast bajo nuestra plataforma Intel Z690 junto al procesador Core i7 12700K cuyo kit de 6000MT/s ofrece alto desempeño, capacidad de 32GB, y una disipación eficiente. Veamos entonces cómo luce y sus resultados.

Elegir el kit de memorias adecuada para tu plataforma es importante y para ello Kingston FURY Beast tiene la experiencia y sabiduría suficiente para elevar el rendimiento de las plataformas de última generación con perfiles automáticos optimizados de «Extreme Memory Profile» (XMP) certificado para Intel, aunque también funcionan perfectamente con AMD.

En esta oportunidad tenemos al kit (KF560C40BBK2-32) cuya capacidad asciende a los 32GB (2x 16GB) para nuestro sistema dual channel de 12a generación Intel Core, bajo el chipset Z690. Se acompaña con una calcomanía de Kingston Fury para pegar en el gabinete o lugar de preferencia y un pequeño manual de usuario.

La elegancia es una característica de estas memorias empleando un PCB negro al igual que su disipador que se manifiesta delgado, fino y eficiente. Cada módulo presenta su factor de forma UDIMM con unas dimensiones de 133.35 x 34.9 x 6.62 mm (288 pines DIMM) y funcionan a 6000 MT/s con un tiempo de latencia baja de CL40 junto a un voltaje de 1.35V si es que optamos por la máxima frecuencia de operación.

Las memorias Kingston Fury Beast DDR5 vienen en varias capacidades para elegir, donde la placa base con chipset Z690 puede soportar hasta 128GB. ¿Cuál es la capacidad apropiada? Personalmente diría que como mínimo 16GB en el sistema pero lo ideal es 32GB especialmente si se trata de creación te contenido u otras tareas demandantes. En la actualidad muchos afirman 64GB pero para el público latinoamericano en general sería un lujo.

De frecuencias para este kit en cuestión, tenemos desde 4800MT/s, 5200MT/s, 5600MT/s, hasta 6000MT/s*. De esta manera se puede elegir la velocidad que se adapte mejor al sistema (especialmente si aplicamos OC al procesador).

*MT/s es la abreviatura de mega transferencias (o millones de transferencias) por segundo. Es una medida más precisa que MHz (megahercios) que significa un millón de ciclos por segundo, o un millón de hercios.

Al no tener RGB la altura del módulo de memoria es más bajo, casi de 35 mm frente a los 41 mm que puede tener con RGB. Esto facilita su instalación y compatibilidad en gabinetes o cajas más pequeñas y con soluciones de refrigeración de CPU de bajo perfil.

Plataforma de pruebas

Para más información visita el sitio oficial de Kingston.

Configurar XMP en Bios

Iniciada la computadora, en primera instancia vamos al Bios de la placa base de ASUS con su estilo gamer de ROG para configurar las memorias. Permite elegir tres perfiles XMP para que se configuren automáticamente (todo en un simple paso). Este kit de módulo admite perfiles de memoria XMP 3.0.

¿Qué opciones dispone?

  • Default (JEDEC): DDR5-4800 CL40-39-39 @1.1V
  • XMP Profile #1: DDR5-6000 CL40-40-40 @1.35V
  • XMP Profile #2: DDR5-5600 CL40-40-40 @1.25V
  • XMP Profile #3: DDR5-4800 CL38-38-38 @1.1V

Recopilando datos

Bajo la placa base con chipset Z690 tenemos al procesador Intel Core i7 12700K con arquitectura «Alder Lake». Los módulos de memoria se detectan perfectamente en modo Dual-Channel 6000 MHz con latencias de 40-40-40-80. La fabricación DRAM se encuentra a cargo de SK Hynix.

Si observamos la solapa de SPD podemos apreciar la table de timings y latencias según el perfil seleccionado. Si no hacemos nada directamente en el estándar JEDEC, las memorias trabajan DDR5-4800 de 40-39-39-77 a 1.1V.

Pruebas de rendimiento

Pasamos ahora a las pruebas que permiten medir el desempeño del kit en cuestión. Arrancamos con el programa sintético PassMark Performance Test 10 en el apartado de memorias en sus tres variantes de configuración XMP cuyos resultados son muy bienvenidos y contundentes a la altura de la capacidad DDR5 donde a 6000 MT/s tenemos casi 3600 puntos.

En AIDA 64 en primer lugar damos un vistazo al apartado de lectura donde cada perfil seleccionado ofrece rendimientos dispares pero muy avanzados, especialmente a 6000 MT/s ya que se dispara cruzando la barrera de los 92900 MB/s. Incluso a 4800 MT/s MHz el rendimiento es bastante elevado especialmente si lo comparamos con configuraciones DDR4 en sus más altas frecuencias.

En escritura, sobre el programa AIDA 64, las diferencias entre los diferentes perfiles se mantienen con un claro ganador para el DDR5-6000 arrojando un pico máximo de 83500 MB/s y el más bajo de 69200 MB/s (DDR5-4800). Indudablemente este kit en sus variantes permite lograr acompañar perfectamente a la plataformas con procesador Intel «Alder Lake» acomodándose a las necesidades del sistema siendo ideal para ejecutar tareas tanto cotidianas como ultra exigentes.

Continuamos con el Cinebench R20, que básicamente mide el desempeño de todos los núcleos del procesador, en este caso del 12700K, donde las memorias Kingston Fury Beast DDR5 manifiestan un comportamiento acorde, dentro de los 8600 puntos aunque no importa tanto el XMP utilizado ya que la injerencia de la configuración de memoria no afecta tanto al resultado del procesador. No obstante, si mantiene estable y competitiva a la PC.

Este kit se puede tomar para gaming a pesar de no contar con RGB, que es solo un detalle estético. En gaming ejecutamos el benchmark del Horizon Zero Dawn con la tarjeta gráfica Nvidia RTX 3070 FE a una resolución de 1920 x 1080 en detalles «altos» y efectivamente no se aprecian diferencias significativas entre los diferentes perfiles de memoria DDR5 y por supuesto a 6000 MT/s notamos el mejor promedio que se asoma en los 146 fps de jugabilidad. Lo que sí, en caso de emplear video integrado (que hace uso de memoria RAM) se notará de manera contundente estos cambios de velocidad, tanto en juegos como aplicaciones.

Finalmente, con una temperatura media ambiente de 21 en la ciudad de Buenos Aires, las memorias se comportan sin inconvenientes a temperaturas con un promedio de 42 grados.

Conclusión

La línea Kingston FURY Beast ahora también está disponible para DDR5 siendo un solución ideal para las nuevas plataformas de Intel Z690 (y esperemos para AMD AM5) otorgando gran rendimiento, eficiencia y calidad junto a un diseño distinguido. Su baja altura genera gran compatibilidad para el armado en PCs de bajo perfil.

Con soporte de XMP 3.0, tenemos diferentes perfiles para elegir muy competitivos siendo la velocidad de 6000 MT/s la más ventajosa alcanzando óptimos resultados en todas las aplicaciones y juegos ejecutados en nuestra plataforma Alder Lake. Su capacidad de 32GB es el valor indicado para creación de contenido o gaming, especialmente si realizamos múltiples tareas en la PC.

El kit de Kingston Fury Beast DDR5-6000 deja una excelente impresión donde combina calidad y rendimiento para las últimas placas bases compatibles siendo una opción recomendada, en este caso para acompañar a los procesadores de 12a generación Intel Core.

Lo Bueno

  • Diseño robusto (con PCB negro) y de alta calidad.
  • Varios perfiles de X.M.P
  • Disipador elegante y eficiente.
  • Excelente rendimiento a 6000 MT/s (especialmente en chipset Z690).

Lo Malo

  • No hay para destacar.
Alejandro Dau
Alejandro Dau
Con gran experiencia en el ámbito tecnológico, Licenciado en Informática y amante de los deportes, ocupa la posición de Editor en jefe con una sola idea: brindar a los lectores las mejores noticias y reviews de habla hispana.
>